Así lo refleja la primera encuesta del Centro de Investigación y Estudios Políticos (CIEP) de la Universidad de Costa Rica de cara al balotaje del 3 de abril. Dicha encuesta otorga a Chaves un 46,5% de las intenciones de voto, mientras que a Figures un 36% Un 15,3% aún está indeciso.

El sondeo, similar a los que realizó el CIEP en la primera fase del proceso electoral, se desarrolló entre el 22 y el 24 de febrero con una muestra de 1.013 personas, por medio de teléfono celular. El margen de error es del 3%.

El estudio determinó, además, que el 71% de los votantes consideran probable o muy seguro que emitirán su voto, aunque algunos dijeron que eventualmente podrían decidirse por no hacerlo.

Lo más llamativo de esta encuesta es el crecimiento de Chaves desde la primera ronda, en la que obtuvo solo el 17% de los votos, hasta 46%, es decir, casi triplicó el apoyo.

En tanto, Figueres, que obtuvo el 27% del sufragio en la primera ronda, creció hasta el 36%, escasos 9 puntos.  

Rechazo a Figueres

Estos resultados se explican por las respuestas que dieron los entrevistados a otras preguntas del sondeo.

Por ejemplo, el 49% del electorado afirma que su percepción de Figures es “mala”, 29% dice que es “regular” y 30% que es buena.

En contraste, un 43% dice tener una imagen “buena” de Chaves, un

”.

Al preguntar si los candidatos generan confianza, ambos generan respuestas similares, con 44% de personas que dijeron que sí y 45% quienes dijeron que no, de acuerdo con el informe CIEP-UCR.

El 60% de los electores dan por cierta la denuncia de supuesta corrupción de Figueres en el caso ICE-Alcatel, escándalo que ocurrió en 2004.

Aunque no llegó a procesarse judicialmente y ya han pasado 17 años, solo 9% de los electores libran de culpa al expresidente y un 47% contesta que ese antecedente influye “mucho” en su preferencia electoral.

Chaves también enfrenta cuestionamientos por una denuncia de acoso sexual que enfrentó cuando trabajó en el Banco Mundial .Para el 40% dicha denuncia puede ser cierta, pero el 45% afirma que esto no influye nada en su escogencia de candidato

Para el 21% de la muestra es “poca” la relevancia de esos cuestionamientos sobre su intención de voto por uno u otro de los aspirantes presidenciales.