En Costa Rica, las comisiones por el uso de datafono llegan hasta el 7% mientras que en países de la Unión Europea, este costo tiene un límite máximo de 0.3%. El diputado Welmer Ramos, autor de la iniciativa que ya fue suscrita por más de 30 legisladores, señaló que el proyecto de ley tiene un ambiente muy favorable para su discusión y aprobación por el Plenario Legislativo, que es su próximo paso.

La iniciativa N° 21.177, del diputado Ramos, del PAC, establece un marco normativo para regular los porcentajes que se le cobran a las pequeñas y medianas empresas, restaurantes, servicios públicos, supermercados, gasolineras y organizaciones de beneficencia.
En el futuro estas comisiones serían determinadas y revisadas cada año por el Banco Central, entidad que tendría la potestad de solicitar la información que necesite a los bancos, compañías de tarjetas, negocios y tarjetahabientes, así como imponerle sanciones a quienes no se ajusten a las comisiones establecidas.

“Al regular las altas comisiones que pagan los negocios por el uso de datafonos, los comerciantes tendrán menores costos y, por ende, podrán reducir los precios de sus productos en favor de los consumidores, al igual que para competir en el mercado. Si tenemos PYMES competitivas y a los clientes les alcanza la plata, reactivaremos nuestra economía”, indicó el legislador.

Las comisiones que existen actualmente para el cobro del uso de un datafono fueron definidas en 1992 tras un acuerdo entre bancos. Según datos de la Cámara de Comercio, en Costa Rica las comisiones por uso de datafonos oscilan en promedio entre un 4% y 5% para comercios, restaurantes, PyMes, y otros, mientras que en la Unión Europea el límite permitido es de hasta un 0.30% para tarjetas de crédito y un 0.20% para tarjetas de débito. 

Este martes, dieron su voto favorable al texto de consenso, los legisladores y legisladoras: Roberto Thompson, Daniel Ulate y Karine Niño, de Liberación Nacional, Ramón Carranza y Paola Vega de Acción Ciudadana, Giovanni Gómez de Restauración Nacional y Pablo Heriberto Abarca, del PUSC.