El empréstito, en condiciones blandas, ha sido ofrecido por el Export-Import Bank of China, como parte de los programas de cooperación de Pekín con el gobierno de Costa Rica, según las autoridades costarricenses.

El proyecto consiste en la ampliación de la ruta 32 entre Río Frío y Limón de 2 a 4 carriles, lo que permitirá reducir sustancialmente el tiempo del recorrido, ahorrar combustible y reducir los riesgos de accidente en esta importante vía, según el ministro de Transportes, Pedro Castro.

Según el proyecto, el banco chino financiará 395 millones de dólares, en tanto que el gobierno costarricense pondrá una contrapartida de 89,9 millones, para un total de 485,6 millones, equivalentes a 245.600 millones de colones.

De ese monto, 20 millones de dólares se utilizarán en el pago de expropiaciones y traslado de servicios públicos y el resto se destinarán a las obras de ampliación, que estarán a cargo de la empresa china Harbour Engineering Compnay (CHEC).

La empresa CHEC se especializa en la construcción y rehabilitación de infraestructura básica, como la ingeniería marítimo – portuaria, carreteras y puentes, ferrocarriles, aeropuertos y otras obras. La Firma CHEC ofrece un servicio completo a sus clientes y utiliza su experiencia internacional de ingeniería, la red global de negocios, equipo directivo con talento y un sólido respaldo financiero, para ofrecer a los clientes una amplia gama de opciones de servicios”, afirmó el gobierno en un comunicado.

La obra

El tramo entre Río Frío y Limón es de 107 kilómetros y actualmente es una vía altamente congestionada por la gran cantidad de furgones que la recorren en ambas direcciones.

La ampliación de la ruta permitirá reducir significativamente el tiempo de viaje, lo que incidirá en menos consumo de combustible y en menos estrés para los usuarios, afirmó el ministro Castro.

La carretera contará con una barrera de concreto como división entre ambas vías, lo que evitará el riesgo de los choques frontales, que suelen ser mortales.

También contará con ciclovías, aceras peatonales y espaldones que permitirán a los automovilistas detenerse sin riesgo en caso de emergencia.

“El proyecto contempla el reforamiento y ampliación de 36 puentes mayores y 13 pasos a desnivel, además de 11 retornos y 4 intersecciones canalizadas.  Asimismo, se construirán 23 puentes peatonales en sitios como Corinto, Guápiles, cerca de la EARTH, en Pocora, dos en Siquirres y uno más en B line, entre otros”, según el informe oficial.

Habrá además 176 bahías de autobús, para sacar las unidades de transporte público de la vía principal cuando hacen paradas, y 18 accesos de calles marginales.