El CFIA lleva una contabilidad precisa de las obras que se realizan en el país porque cualquier proyecto constructivo debe contar con los permisos de ese organismo. Según tales registros, el año pasado la cantidad de metros cuadrados de construcción al mes de septiembre era de 6,6 millones de metros cuadrados.

El dinamismo en el sector constructivo es muy importante porque suele ser un signo bastante confiable del dinamismo de la economía en general.

Los datos reflejan que las provincias de San José y Alajuela son las que más contribuyen a la actividad de la construcción, con 2,2 y 1,8 millones de metros cuadrados respectivamente, aunque Heredia fue la provincia donde más creció la actividad con respecto al año pasado (un 42%).

Por otra parte, en cuanto al tipo de obra, los proyectos habitacionales son los que hacen el mayor aporte. Cerca de la mitad de las construcciones, medidas por la cantidad de metros cuadrados, corresponden a viviendas, mientras que  cerca de una tercera parte son locales, oficinas y centros comerciales.

En este dinamismo del sector construcción han participado tanto el sector público como el privado, pero destaca el crecimiento de las obras públicas que es de 92% con respecto al año pasado, en contraste con un 8% de los proyectos privados, según el CFIA.