Las medidas cautelares fueron confirmadas a la prensa local por una fuente de la Fiscalía que pidió su anonimato, y señaló que se tramita la notificación a la Dirección de Migración para impedir que Baldetti salga del país.

La renuncia

El Congreso de Guatemala aceptó la renuncia de Roxana Baldetti a la vicepresidencia del país en una votación que obtuvo 149 votos a favor y ninguno en contra y en un ambiente de fuertes protestas ciudadanas que se mantuvieron por varias horas en las calles aledañas a los edificios de gobierno durante la tarde y noche del sábado.

La reunión duró poco más de una hora y la decisión se tomó luego de que Gudy Rivera, diputado del Partido Patriota presentara un acta notarial que certifica la firma de Roxana Baldetti.

“Me acaban de trasladar un acta notarial de legalización de la firma de la vicepresidenta”, señaló Rivera, con lo que evitó que se conformara una comisión que determinara si la carta y firma era válida.

Baldetti presentó su renuncia voluntaria el pasado viernes al Congreso con copia al gobernante, quien la hizo oficial en una conferencia de prensa.

El mandatario comentó que en una carta firmada por Baldetti se decía que ella abandonaba su cargo con la intención de solventar su situación legal, debido a los señalamientos hechos en su contra por supuestos vínculos con la red de defraudación aduanera La Línea.

Varias manifestaciones fueron organizadas en la Plaza de la Constitución y frente al Palacio Legislativo, en medio de la discusión parlamentaria.

Tres sábados de manifestaciones

Cientos de guatemaltecos se dieron cita la tarde y noche de este sábado para protestar contra la desbordada corrupción de los gobernantes y a la vez manifestaron satisfacción por la renuncia de Roxana Baldetti, en medio del escándalo de defraudación aduanera en la SAT, también pidieron la renuncia del Presidente Otto Pérez.

Después de cantar el Himno Nacional a todo pulmón, junto al grupo de personas que se encadenó a las puertas del Palacio Nacional de la Cultura, la protesta caminó hacia el Palacio Legislativo, donde sesionaban los diputados.

“Renuncia ya”, “Diputados corruptos”, “Vamos a ver quién lleva la batuta”, fueron algunas de las consignas que envalentonaron a los presentes.

Durante horas los diputados aceptaron con 149 votos la renuncia de Baldetti. Al caer la tarde, un grupo de manifestantes hizo una cadena humana frente al Palacio y a continuación los encadenados depusieron su protesta.