La pandemia cel Covid-19 podría frenar la lucha contra el sida en África.

 

ONU | OMS | África | sida | pandemia | virus | salud

 

Una perturbación de seis meses respecto al acceso a los antirretrovirales podría causar más de 500.000 muertes adicionales en la región durante un año (2020-2021), añadiéndose a los 470.000 decesos registrados en 2018, según la Organización Mundial de la Salud (OMS) y Onusida. 

Algo nunca visto desde 2008, año en que 950.000 personas murieron por sida en la región. 

En 2018, año del que se dispone de los últimos datos estadísticos, 25,7 millones de personas eran portadoras de VIH en África subsahariana, entre las cuales 16,4 millones recibían tratamiento antirretroviral.

Una interrupción de las campañas de prevención, el acceso a la atención y a los tratamientos médicos podría por otra parte borrar los progresos alcanzados en la prevención de la transmisión del VIH de madres a hijos, en tanto el número de niños infectados ha disminuido en el 43% entre 2010 y 2018, pasando de 250.000 a 140.000.

Las infecciones infantiles podrían repuntar un 37% en Mozambique, en el 78% en Malaui y Zimbabue, y hasta 104% en Uganda. 

"Existe riesgo de que las victorias logradas en la lucha contra el sida sean sacrificadas durante el combate contra covid-19", dijo la directora ejecutiva de Onusida, Winnie Byanyima, citada en una declaración conjunta con la OMS.

En un comunicado publicado la semana pasada, Onusida instó a los gobiernos a "no flaquear en sus esfuerzos de prevención del VIH y garantizar que las poblaciones mantengan el acceso a los servicios necesarios para evitar infecciones, discriminación y violencia, pero también para poder disfrutar de la salud sexual y reproductiva y los derechos vinculados". 

Desde la aparición del virus del sida hace más de 35 años, 78 millones de personas han resultado infectadas, de las cuales 35 millones han muerto, de acuerdo a cifras de Onusida.