La UCR imparte una maestría gerencia agroempresarial para apoyar el desarrollo de la Zona Sur del país. Programas como este podrían verse afectados con una reducción presupuestaria.

La UCR imparte una maestría gerencia agroempresarial para apoyar el desarrollo de la Zona Sur del país. Programas como este podrían verse afectados con una reducción presupuestaria.

La Comisión de Enlace que reúne a los cinco rectores, a un representante estudiantil y a jerarcas de los ministerios de Educación, Hacienda, Ciencia y Tecnología y de Planificación, se reunió la víspera (jueves 11 de agosto) para continuar las negociaciones sobre el tema presupuestario.

“La propuesta entregada por los representantes del Poder Ejecutivo propone una rebaja sustancial en el Fondo Especia parda la Educación Superior (FEES) y de la transferencia a la Universidad Técnica Nacional para el 2023”, señala un comunicado de las universidades.

“Para el Consejo Nacional de Rectores (CONARE), la Confederación Estudiantil Universitaria de Costa Rica y las comunidades universitarias, esta propuesta es inadmisible” por varias razones.

Una disminución del monto del FEES con respecto al año anterior constituiría, aseguran las instituciones de educación superior, un irrespeto a las disposiciones contenidas en el artículo 85 de la Constitución Política.

Dicho artículo establece la creación del FEES, el fondo especial, y determina que “las rentas de ese fondo especial no podrán ser abolidas ni disminuidas, si no se crean simultáneamente otras mejoras que las sustituyan.

Además, la reducción propuesta por el gobierno “implicaría una drásticas reducción de los servicios que ofrecen las universidades, tales como los cupos actuales y de nuevo ingreso a carreras, el cierre de proyectos de investigación y extensión y una disminución de nuestra presencia en las regiones”.

Otro de los rubros que se verían afectados es la actual cobertura de becas actuales y futuras para la población estudiantil de escasos recursos.

La reducción pretendida por el gobierno, cuyo monto no fue especificado, obligaría a las universidades a prescindir de parte de su personal, comprometiendo la operación de servicios esenciales.

Las negociaciones se retomarán el próximo miércoles 16 de agosto, precisó el comunicado.