Cientos de pacientes que acudieron esta mañana a los centros de salud están siendo afectados por los paros que realiza el personal en 46 centros de salud de la capital.

Autoridades de la Caja dieron la orden de que otras clínicas y hospitales asuman las emergencias y la entrega de medicamentos a los pacientes de los centros afectados por los paros.

Desde tempranas horas de la mañana, los 400 funcionarios de los Ebais que administra la Universidad de Costa Rica, están en asamblea permanente en las oficinas del Sindicato de Empleados Universitarios (SINDEU) en el campus Rodrigo Facio, en San Pedro, en protestas por la concesión de estos centros de salud a la universidad privada UNIBE.

Por otro lado, los funcionarios han pedido a las autoridades universitarias y al Rector Henning Jensen, que se les garantice su permanencia en el Programa PAIS (Programa de Atención Integral de la Salud), tras el anuncio de que la UCR seguirá en las comunidades brindando los principales servicios que viene dando, pero sin administrar los Ebais.

En el Hospital Calderón Guardia, voceros del movimiento de protesta denunciaron que está en marcha la “operación” de transición que realiza la Junta Directiva de la Caja, que consiste en una serie de cambios en las autoridades del hospital a raíz de la renuncia del doctor Luis Paulino Hernández.

Según los voceros de la filial sindical de UNDECA, las decisiones se toman en un ambiente de secretismo, para excluir a los funcionarios de ese centro de salud.

La única referencia de la presidenta de la CCSS, Illeana Balmaceda, al conflicto que se anticipaba desde días atrás, fue que las decisiones de los cambios son potestad de la Directiva de la Caja y que estas no son cuestionables.

Pero la filial de UNDECA, respondió a esas afirmaciones anunciando un posible paro que se materializó este martes, para protestar por la forma unilateral de tomar las decisiones que afectan tanto a funcionarios como a pacientes del Calderón Guardia e insistieron en ser tomados en cuenta.