Añez fue recluida en una celda policial de La Paz, capital de Bolivia.

Por más de ochos horas se extendió la audiencia cautelar virtual en dependencias de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC). Santa Cruz decidió enviar a Áñez al Centro de Orientación Femenina (COF) que está ubicado en el barrio de Obrajes en la zona Sur de La Paz y a Coímbra y Guzmán al penal de San Pedro.

Áñez, Coímbra y Guzmán fueron imputados por los delitos de terrorismo, sedición y conspiración en el marco del caso “golpe de Estado” relacionado a los hechos de octubre y noviembre de 2019 cuando una movilización social a raíz de denuncias de fraude en los comicios del 20 de octubre de ese año terminó con la renuncia del entonces mandatario Evo Morales.

Las tres exautoridades fueron aprehendidas entre el viernes y sábado pasado en medio de operativos policiales en el departamento de Beni para el cumplimiento de órdenes de aprehensión que emitió el Ministerio Público, siendo trasladadas a La Paz, a las celdas policiales de la FELCC a donde hoy llegaron activistas desde la ciudad de El Alto demandando 30 años de cárcel para la exmandataria.

Sobre la decisión judicial, el ministro de Justicia y Transparencia Institucional, Iván Lima, afirmó que no solo se busca la detencion sino una pena de 30 años.

“Lo que buscamos no es una detención de cuatro meses, nosotros lo que estamos buscando es una condena de 30 años, porque acá ha habido masacres sangrientas, acá ha habido familias que han quedado sin padres, madres que han quedado sin hijos”, aseveró Lima al canal estatal Bolivia Tv.

A través de su cuenta en Twitter, la exmandataria negó que en Bolivia haya existido un «golpe» como denuncia el Gobierno y llamó a en un futuro a levantar una Bolivia mejor.

«Como hemos denunciado, el MAS decide y el sistema judicial obedece: me envían 4 meses detenida para esperar el juicio por un «golpe» que nunca ocurrió. Desde aquí llamo a Bolivia a tener fe y esperanza. Un día, entre todos, levantaremos una Bolivia mejor», escribió Áñez, que en las elecciones subnacionales del domingo 7 de marzo postuló a la Gobernación de Beni.

La Razón

Familiares de víctimas de masacre de Senkata califican detención preventiva de Áñez como un triunfo

Los familiares de las víctimas de la masacre de Senkata calificaron este domingo como un triunfo la detención preventiva por cuatro meses contra la presidente de facto Jeanine Añez y dos de sus exministros por el caso golpe de Estado.

“Nosotros nos sentimos triunfantes. La justicia está llegando, ha tardado, pero ya va a llegar”, dijo, en una entrevista con Bolivia TV, una mujer que se sumó a la vigilia instalada en las puertas de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de La Paz, para esperar la resolución judicial.

Una juez ordenó esta jornada que la expresidenta de facto Jeanine Áñez; el exministro de Energía, Rodrigo Guzmán; y el exministro de Justicia y Transparencia Institucional, Álvaro Coímbra, sean remitidos a la cárcel con detención preventiva por cuatro meses por la presunta comisión de los delitos de sedición, conspiración y terrorismo, en el marco del caso golpe de Estado.

La entrevistada pidió que el tiempo de detención preventiva de los imputados sirva para que se acelere la investigación sobre el caso y para que se dicte “la pena máxima”.

Uno de los movilizados expresó que la justicia fue contemplativa con la resolución del tiempo de reclusión provisional, pero dijo que el pueblo tiene que exigir ahora que Áñez pague “por todo lo que ha hecho”.

“Así como un día estuvo en el poder, ahora le va a tocar asumir la responsabilidad por todo lo que hizo, por los 1.200 detenidos, los cientos de heridos y más de 30 muertos”, sentenció.

El representante de los movilizados recordó que hay heridas que aún faltan cicatrizar por lo sucedido en la masacre de Senkata y que solo se logrará sanarlas “cuando se dé justicia al pueblo”.

Una joven entre los familiares de las víctimas expresó su indignación por los cuatro meses de detención preventiva para Áñez y sus colaboradores, porque para ella es poco tiempo, y pidió que más afectados por el gobierno de facto sumen denuncias en su contra por los delitos de torturas y masacres.