Para el 14 de agosto, con 110.000 casos acumulados, se estaría requiriendo 360 unidades de cuidados intensivos y 1.800 camas de salón para atender a los pacientes de Covid-19, aseguró Mario Urcuyo, integrante de dicha entidad.

Esas cifras desbordan la capacidad del sistema hospitalario de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), señaló el especialista durante la habitual conferencia de prensa sobre el avance de la pandemia.

Este jueves, el ministerio de Salud informó que en las últimas 24 horas se registró 560 nuevos casos del coronavirus, llegando la cifra de contagios confirmados a 9.546.

El número de personas hospitalizadas ascendió a 207, 35 de ellas en unidades de cuidados intensivos, en tanto que los fallecimientos subieron a 42.

Urcuyo reveló datos preocupantes sobre la situación en este momento, como que los hospitales nacionales han alcanzado un 43% de su capacidad para recibir pacientes por Covid-19, con excepción del CEACO que está ocupado en un 91%.

En cuanto a las unidades de cuidados intensivos, el hospital Calderón Guardia está ocupado en un 77%, el México en un 55% y el San Juan de Dios en un 65%.

Por otra parte, el personal médico especializado también alcanzará un punto de saturación y muchas personas que enfermen seriamente no tendrán la posibilidad de ser atendidas de la mejor manera.

El tan temido escenario de un colapso del sistema de salud nacional, que las autoridades del sector han tratado de evitar, parece estar a la vuelta de la esquina.