Desde hace varias semanas, Costa Rica no logra doblar la curva de propagación del nuevo coronavirus que ha entrado en una fase imparable de transmisión sobre todo en zonas urbanas del centro del país, la Gran Área Metropolitana (GAM), pero también en zonas urbanas del resto del país.

El creciente número de contagios llevó a las autoridades a hacer un cambio en la estrategia de prevención que ahora se desarrolla con trabajo directo en las comunidades centrado en la información sobre la manera de protegerse del contagio en el trabajo y en las familias.

El ministro interino de Salud, Pedro González, informó que al 16 de setiembre, el país registra 1.378 casos nuevos de COVID-19, 243 por nexo epidemiológico y 1.135 por laboratorio.

El total llega los 59. 516 casos confirmados, de cero a 100 años.

28.264 mujeres y 31.252 hombres. 

Son 50.524 adultos, 3.867 adultos mayores y 4.996 menores de edad. A 129 se les investiga el dato.

Las personas recuperadas son 21.752. 10.137 mujeres y 11.615 son hombres. 18.382 adultos, 1.156 adultos mayores, 2.151 menores de edad y 63 no dieron el dato.

Hay 634 personas hospitalizadas. 253 en cuidados intensivos, de 23 a los 91 años.

Hoy se reportan 16 lamentables fallecidos. 10 hombres, 6 mujeres, de 41 a 94 años.

En total se contabilizan 649 decesos relacionados con COVID-19. 246 mujeres y 403 hombres, de 19 a 100 años. 215 adultos y 434 adultos mayores.