Imagen: Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto

En la presentación del Informe del Examen Periódico Universal de Costa Rica sobre Derechos Humanos, este jueves (16.5.2019), ante el Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas, participaron delegaciones de 85 países y se formularon 213 recomendaciones que nuestro país se comprometió a analizar en forma exhaustiva y adoptar las que correspondan, comunicó el Ministerio de Relaciones Exteriores (MREC).

El informe que esta semana recibió el pleno del Consejo, había sido presentado en febrero a la troika en la que participaron Chile, Afganistán y Togo. A partir de ahora, Costa Rica tiene 3 meses para decidir si acepta, rechaza o toma nota de cada recomendación. También podrá indicar si ya se están implementando algunas.

Las recomendaciones

Las recomendaciones son sobre muy diversos temas como el derecho a la salud, el acceso al agua y saneamiento, trata de personas, xenofobia, violencia contra la mujer y hacinamiento en las prisiones. El área en que más recomendaciones recibió, fue la discriminación y por ello se recomendó a Costa Rica aprobar una legislación que contribuya al cumplimiento de las obligaciones contraídas por el Estado como signatario de la Convención para la Eliminación de la Discriminación Racial.

La violencia racial contra los pueblos originarios, el asesinato del líder indígenas Sergio Rojas, la ocupación ilegal se sus territorios y numerosas amenazas de muerte y agresiones contra de estos costarricenses, son los hechos de discriminación racial más graves que registra el país en los últimos años y que fueron objeto de recomendaciones por parte de los miembros del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

Según informaron fuentes del MREC, algunas medidas señaladas le corresponderán al Poder Ejecutivo, otras son del orden de la Asamblea Legislativa y otras son materia del Poder Judicial. De allí la importancia de la participación del diputado Enrique Sánchez por parte de la Asamblea Legislativa y de la Oficina de Cooperación del Poder Judicial (OCRI), en el seno de la Comisión Interinstitucional.

Cabe destacar que durante la presentación del informe, la Embajadora permanente en Ginebra Elayne Whyte, anunció el compromiso de Costa Rica para preparar un Plan de Implementación de las Recomendaciones del Examen Periódico Universal, en el Marco del Mecanismo Nacional para la Implementación y Seguimiento, que en Costa Rica es la Comisión Interinstitucional.

Whyte explicó que lo que sigue “requerirá un serio proceso de consulta, análisis y sistematización de las recomendaciones, mucho de lo cual, se puede realizar en el seno de la Comisión Interinstitucional para el Seguimiento de las Recomendaciones y Obligaciones de Costa Rica en el campo de los Derechos Humanos. Otras tendrán que ser resueltas en instancias judiciales y en la Asamblea Legislativa”.

Costa Rica centró su informe del pasado lunes, en el recuento de los mayores logros en materia de derechos humanos durante los últimos cinco años que le fueron reconocidos en el seno del Consejo. Destacó la creación del mecanismo de consulta con los pueblos indígenas, el crecimiento de la participación política de las mujeres, la reducción de las tasas de deserción escolar y de los embarazos adolescentes. Reafirmó el compromiso con la promoción y protección de los derechos humanos, en el país y en el marco del multilateralismo.

El Informe al Consejo de DDHH

El Examen Periódico Universal es un examen entre pares en el que participan otros Estados y no expertos independientes, al cual se someten todos los Estados Miembros de las Naciones Unidas cada cinco años. Costa Rica ha participado en 2009, 2014 y en 2019. 

El proceso para preparar el informe duró nueve meses desde que se creó una matriz con todas las recomendaciones del 2014, que se distribuyó en las instituciones para que dieran cuenta del grado de cumplimiento.

Estos datos se sintetizaron en un documento de acuerdo con los estándares de la ONU. La versión final se presentó el 4 de febrero ante la Oficina del Alto Comisionado de Derechos Humanos. Este Informe se presentó en el Consejo de Derechos Humanos, el 13 de mayo, y recibió más de 200 recomendaciones de delegados de 85 países miembros del organismo mundial que el gobierno de la República debe valorar en los próximos tres meses.

La delegación nacional estuvo integrada por la Ministra de Comunicación Nancy Marín; el diputado Enrique Sánchez; el Viceministro de Gobernación Víctor Barrantes; los miembros de la Misión Permanente en Ginebra: embajadoras Elayne Whyte y Shara Duncan, Ministros Consejeros Alexander Peñaranda y Maricela Muñoz y la Consejera Diana Murillo. De la Dirección de Política Exterior, Melissa Lorincz y el embajador Norman Lizano, coordinador del proceso de elaboración y la presentación del informe.