(Imagen Ilustrativa Google=.

El estudio que el INEC presentó este jueves, integró un trimestre móvil con los meses de marzo, abril y mayo de 2020 que registran el fuerte martillazo de la pandemia sobre la economía costarricense.

Los golpes de la pandemia han sido profundos y significativos generando además de la emergencia sanitaria, otra emergencia social y económica sin precedentes, que se reflejan sobre todo, abril y mayo cuando los indicadores del mercado laboral registraron una fuerte afectación por las medidas de confinamiento y restricción al movimiento de personas, adoptadas para contener la pandemia del COVID-19.

El INEC señala sobre indicador Fuerza de Trabajo que la población activa en la fuerza de trabajo nacional se ubicaba en 2 millones 330 mil personas, y ahora registra una disminución “estadísticamente significativa de 129 mil personas con respecto al trimestre marzo, abril y mayo de 2019”.

Indicador Población ocupada. La población ocupada actualmente se estimó en 1,86 millones de personas, que comparada con el mismo periodo del año anterior “presentó una reducción estadísticamente significativa de 319 mil personas”.

Indicador Población Desempleada. La población desempleada es de 468 mil personas, 190 mil personas más comparada con el mismo trimestre móvil del año anterior, estas personas buscaron activamente un empleo o bien no buscaron porque esperaban reinicio de operaciones o respuesta a gestiones realizadas.

POBLACIÓN SEGÚN PARTICIPACIÓN LABORAL, LAS MUJERES LLEVAN LA PEOR PARTE

La tasa neta de participación laboral es de 58,4 %, lo que significa una disminución de 4,1 puntos porcentuales (p.p.) comparada con el trimestre móvil del año anterior (62,5 %). Por sexo, la participación laboral de los hombres fue de 70,7 % y la de las mujeres de 46,0 % lo que indica que las mujeres se han visto más afectadas por la pérdida del trabajo.

Tasa de ocupación. El porcentaje de ocupados con respecto a la población de 15 años o más fue de 46,7 %, lo que representa una disminución significativa de 8,7 p.p., en comparación con el mismo periodo del año anterior. La tasa de ocupación de los hombres se ubicó en 59,2 % y para las mujeres fue de 34,1 %.

Tasa de desempleo. La tasa de desempleo nacional fue de 20,1 %, en comparación con el mismo trimestre del año anterior, aumentó estadísticamente en 8,8 p.p. Las mujeres presentan una mayor tasa de desempleo que los hombres (26,0 % y 16,3 % respectivamente).

Porcentaje de ocupados con subempleo. El porcentaje de las personas ocupadas que trabajan menos de 40 horas por semana y desean trabajar más horas se estimó en 17,6 %, aumentando de forma interanual en 8,0 p.p., respecto al trimestre marzo, abril y mayo 2019.

Por sexo, estos porcentajes se ubicaron en 17,5 % para los hombres y 17,7 % para las mujeres.

Tasa de presión general. La presión ejercida en el mercado laboral por la población desempleada y la población ocupada que busca cambiar de empleo se estimó en 26,2 % y en comparación con el mismo trimestre del año anterior, aumentó 6,5 pp. Para los hombres, la tasa de presión general fue de 23,1 %, en cambio para las mujeres fue 30,9 %.

Tasa de no participación. El porcentaje de personas que se encuentran fuera de la fuerza de trabajo con respecto a la población de 15 años o más fue de 41,6 %, y en comparación con el mismo trimestre del año anterior, aumentó 4,1 p.p.

Para los hombres, esta tasa se ubicó en 29,3 % y las mujeres en 54,0 %.

El porcentaje de subempleo es de 17,6 % mientras que la Tasa de no participación del 41,6 % y la Tasa de Presión General se ubicó en 26,2 %.