La Asamblea Nacional del Partido Acción Ciudadana (PAC), reunida el fin de semana último, renovó sus autoridades (presidencia, secretaría general y tesorería) pero no pudo definir la forma en que elegirá a su candidato presidencial para las elecciones de 2014, que era uno de los objetos prioritarios de la reunión.

En el primer día de asamblea, el sábado,  el PAC designó como su nuevo presidente al abogado y ex diputado Olivier Pérez, quien sustituirá en el cago a Elizabeth Fonseca.

Pérez afirmó que su primera y más importante tarea es cohesionar a la agrupación política, que en los últimos meses ha enfrentado conflictos entre tendencias, y enfilarla hacia una participación exitosa en el próximo proceso electoral.

Sin embargo, la decisión más urgente en relación con dicha participación no pudo ser tomada al cabo de dos días de deliberaciones: la designación del candidato presidencial.

Las discrepancias entre las diferentes tendencias imposibilitaron tomar un acuerdo para definir el mecanismo, por lo cual la asamblea tendrá que reunirse nuevamente dentro de 15 días para tomar la decisión.

El debate gira en torno a si debe hacerse una convención abierta, con participación de toda la ciudadanía, o una convención más cerrada en la que participen las diferentes estructuras del partido.

La primera opción ha sido defendida principalmente por la precandidata Epsy Campbell, mientras que Luis Guillermo Solís se inclina por la segunda, una convención de estructuras que involucraría a unos 8.000 integrantes del PAC.

Campbell argumenta que lo más democrático es ir a una votación con padrón nacional, pues en un proceso cerrado no se expresaría adecuadamente la voluntad de los ciudadanos.

La posición contraria se basa en que el PAC no cuenta con los recursos ni con el tiempo necesario para embarcarse en tal proceso.

El PAC se encuentra dividido en cinco tendencias. Además de las que encabeza Campbell y Solís, están las Juan Carlos Mendoza, Claudio Monge y Ronald Solís.