El diputado José María Villalta va a insistir en que se revelen los nombres de diputados que se acogieron a amnistía tributaria.

Para el legislador del Frente Amplio, en este caso no es el monto, que la Contraloría usa para bajar la trascendencia de la evación del pago de impuestos por parte de cuatro diputados, sino que la consulta dejó en evidencia que existe una normativa que impide en este y en otros casos futuros, proteger los nombres de beneficiarios de amnistías, grandes o pequeños. la negativa de la Contraloría permite también encubrir a diputados que legislaron en beneficio propio.

La respuesta de la Contraloría General (CGR) al diputado Villalta, dice: “establece el artículo 24 de esa misma Ley Nro. 8422 (contra el enriquecimiento ilícito), que “el contenido de las declaraciones juradas es confidencial” por lo que la Contraloría no tiene la potestad de revelar la información “dada la protección legal de cita”.

Además, cita que la Ley para Mejorar la Lucha contra el Fraude Fiscal, No. 9416, creó el registro de los accionistas de las personas jurídicas y o estructuras jurídicas domiciliadas en el país que obliga a proporcionar al Banco Central “el registro o la indicación de los accionistas y beneficiarios finales que tengan una participación sustantiva” que también esta clasificada como “información confidencial”.

Lo que sí hizo la Contraloría, fue confirmar que cuatro diputados y diputadas “son accionistas de sociedades que resultaron beneficiadas con la exoneración, siendo que sumados los montos correspondientes a los cuatro, se obtiene un monto total de ₡3.911.072,00 (tres millones novecientos once mil setenta y dos colones exactos) producto de la amnistía tributaria dispuesta en la Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, Nro. 9635”, detalla el oficio suscrito por Rafael Picado López, del ente contralor.

Villalta adelantó que seguirá insistiendo para que la CGR revele los nombres, dijo que “a pesar de que la Sala Constitucional ha declarado que la información (beneficiarios de amnistías tributarias) es de claro interés público y consta en las declaraciones juradas que debe presentar cada persona electa a estos cargos, la CGR se niega a revelar los nombres de esos diputados o diputadas que pudieron haber legislado en beneficio propio.”

El diputado aclaró que únicamente solicitó los nombres de quienes se beneficiaron de la amnistía “con base en un estudio de las declaraciones y no las declaraciones en sí mismas o contenido adicional que podría considerarse confidencial”.

“Es de evidente interés público que se conozcan los nombres de diputados o diputadas que legislaron en beneficio propio. Es común que se utilicen las sociedades anónimas para que altos jerarcas escondan sus negocios. La justificación de la Contraloría para no entregar los nombres es similar a la de Hacienda con la lista de grandes contribuyentes” insistió.

“En ese caso, recordó Villalta, la Sala Constitucional resolvió que la confidencialidad cubría las declaraciones mismas pero no los informes que se prepararan con su contenido. Eso es lo que estamos solicitando”, comentó el diputado Villalta.

Esta situación refuerza la necesidad de aprobar el proyecto de “Ley para Fortalecer el Combate a la Corrupción y Transparentar los Patrimonios y los Intereses Económicos de los Altos Mandos del Sector Público”, presentado por la fracción anterior del Frente Amplio y cuyo objetivo es precisamente que las declaraciones patrimoniales de altos jerarcas sean públicas.