La encuesta de opinión, que da una imagen de la situación económica del país, refleja que el 56% de los empleadores en todos los sectores económicos espera mantener su personal fijo durante los primeros tres meses de este año. Mientras tanto, entre un 11% y 35%, según el sector, ven posibilidades de hacer nuevas contrataciones.

En conjunto, las empresas que esperan incrementar su personal constituyen un 19%.

“Se percibe una situación más favorable en las contrataciones de los sectores comercio, manufactura y en menor medida de construcción respecto del trimestre anterior”, con aumentos de 13,6%, 5,1% y 1%, respectivamente, puntualiza el estudio.

“Los comerciantes atribuyen este comportamiento a la ex­pansión y crecimiento de las empresas y a las estrategias comerciales que están implementando, por lo que nece­sitan incrementar su planilla, mientras que el comporta­miento favorable de la manufactura refleja su dinamismo observado al cierre del 2015”.

Los empresarios dedicados a la construcción manifestaron que durante estos tres meses de verano continúan con los proyectos habitacionales, ayudados además por la baja inflación y por una disminución generalizada en los precios de las materias primas e insumos para la construcción, como el cemento.

Los que esperan disminuir la cantidad de empleados en las empresas constituyen un porcentaje bastante bajo, que no supera el 10%.

El IICE destaca que, consideradas según su tamaño, el 74% de las empresas que respondieron a la encuestan son pequeñas y medianas (entre 6 y 100 empleados) y 11% corresponden a microempresas (5 empleados o menos).

“Para un periodo más amplio, si se compara el balance global del primer trimestre de 2016 con el mismo trimestre de los cinco años anteriores, se observa que este es el valor más alto en los últimos cinco años; asimismo, este resultado es el mejor de toda la serie de datos desde que se inició este estudio en el segundo trimestre de 2010”, concluyeron los investigadores