Foto: El periodista Edner Fils Décime fue secuestrado junto a otras personas el 17 de julio en Haití, en el contexto de una ola de violencia entre bandas de delincuentes que aterrorizan a la población.

La Asociación Mundial para la Comunicación Cristiana (WACC) y organismos de derechos humanos y de movimientos sociales están pidiendo la solidaridad internacional para que se activen mecanismos que permitan detener la violencia contra el pueblo haitiano, víctima además de catástrofes naturales ocurridas en los últimos años.

A través de su comunicado la WACC, destaca que “el periodismo honesto y valiente representado por el quehacer de Groupe Média Alternatif (al que pertenece el periodista secuestrado), busca contribuir a la construcción de un Haití en el cual toda su población tenga acceso a los recursos y derechos que permitan una vida digna”.

“Consciente de que el actual desgobierno de Haití tiene muchos responsables—tanto en los centros de poder en el exterior como sus socios domésticos—, el comité ejecutivo de la región Caribe de WACC interpela a los perpetradores a que consideren la profunda necesidad de paz del pueblo haitiano”.

“Y como gesto hacia a esa urgente paz, pedimos la inmediata liberación de Edner Décime y un cese a la violencia contra la población haitiana”.

La Federación Internacional de Periodistas (FIJ) por su parte, informó que “tres vehículos en los que se trasladaban personas duramente armadas, interceptaron el automóvil en el que viajaba el comunicador y al menos otras cuatro personas más, según testimonios recabados por los medios locales”.

Apunta la FIJ que esta situación se enmarca en la profunda crisis política y social que atraviesa Haití “en donde la guerra entre bandas del crimen organizado que se disputan territorio ya dejó heridas o muertas a 234 personas en tan solo una semana, señalan estimaciones de la ONU en un esfuerzo por actualizar las cifras de la ola de violencia que desangra el país caribeño.

Acudiendo al llamado a la solidaridad, la Federación Internacional de Periodistas se dispuso a acompañar “en su preocupación a la Association des Journalistes Haïtiens (AJH), organización gremial de lxs trabajadorxs de prensa en el país, y exige la libertad de Edner Fils Décime”.

A pesar de los pedidos por la liberación de Décime, al momento de la publicación de esta información el comunicador continúa desaparecido.