El presupuesto para las universidades, sobre el que los Rectores temían un recorte que pudiera interferir con el desempeño institucional, salió ileso de la podadora que aplicaron los diputados de la Alianza Opositora en la Comisión de Asuntos Hacendarios.

El Fondo Especial para la Educación Superior (FEES), establecido por norma constitucional, fue aprobado en su totalidad tras el intenso cabildeo que desplegaron los universitarios y luego de las dos reuniones, a puerta cerrada, entre las autoridades de las universidades estatales y los legisladores de la Alianza Opositora, que se realizaron esta semana. De estas reuniones fueron excluidos los diputados de Acción Ciudadana (PAC) y el Frente Amplio (FA).

Los Rectores de la Universidades de Costa Rica (UCR), Nacional (UNA), Estatal a Distancia (UNED) y el Instituto Tecnológico (ITCR) se mostraron satisfechos con el acuerdo sobre el FEES que incluyó condiciones para una modificación por parte del Consejo Nacional de Rectores (CONARE) en beneficio de la Universidad Técnica Nacional (UTN) de Alajuela.

Más allá de las afectaciones que vaya a sufrir el Ministerio de Hacienda en programas estratégicos como la policía fiscal y la lucha contra la evasión y elusión por grandes contribuyentes, parece tratarse de una decisión ejemplarizante para un ministerio que ha sabido manejar con inteligencia la crisis fiscal, en temas como la contención del gasto público sin menoscabar el programa social y solidario de esta Administración.

Se podría pensar que la lección viene por el lado de algunos proyectos de ley en el tema fiscal que se encuentran en la corriente legislativa, como por ejemplo el registro de beneficiarios finales de las sociedades y el impuesto a las sociedades anónimas, de este último saldrían los recursos para seguridad pública que fueron suplidos, en esta ocasión, con fondos destinados al Patronato Nacional de la Infancia (PANI).

Sin negociación

Un hecho inédito caracterizó el trámite en la comisión legislativa del Presupuesto Nacional 2017, fue la falta de negociaciones entre el Poder Ejecutivo y los diputados de la Comisión de Hacendarios, que se tradujo en la aplicación de recortes sin precedentes para algunas instituciones, revelados horas antes de que venciera el plazo para su aprobación, este jueves, y aprobados en una votación de 6 a favor y 5 votos en contra.

Otro hecho inédito, es que los recortes al presupuesto de ministerios e instituciones estatales fueron comunicados con desenfado por la presidenta de la Comisión de Hacendarios, la diputada del Partido Unidad Social Cristina, Rosibel Ramos, quien por momentos utilizó gestos y frases ofensivas contra algunos jerarcas de las entidades públicas.

Luego de ser dictaminado por la Comisión, el plan de gastos de la administración pública para el año 2017 pasará al Plenario Legislativo donde se le dará trámite para su aprobación definitiva a más tardar el próximo 30 de noviembre.

Una danza de millones

La institución que recibió una estocada fatal, fue el Patronato Nacional de la Infancia (PANI) a la que los integrantes de la Comisión de Asuntos Hacendarios le cercenaron el 54% de los fondos asignados por el Poder Ejecutivo, omitiendo disposiciones constitucionales, un fallo de la Sala Primera y otro de la Sala Constitucional que protegen el financiamiento al PANI.

Entre las modificaciones acordadas se reasignan 40,000 millones del PANI, señalado por tener baja ejecución, para destinar 25 mil millones a Seguridad con el fin de contratar 1,500 nuevos policías, 5 mil millones para que Justicia invierta en reducir el hacinamiento carcelario. Otros 5 mil millones se re direccionaron para equipamiento del OIJ y una cantidad similar para el Ministerio Público.

Entre los ministerios que sufrieron recortes presupuestarios significativos están el de Obras Públicas y Transportes (MOPT) al que le quitaron 3.923 millones de colones. El Ministerio de Salud recibirá 3.625 millones de colones menos. Al Ministerio de Cultura y Juventud sufrió un recorte de 987 millones. A Justicia y Paz le recortaron 505 millones. A Relaciones Exteriores 545 millones. Al Ministerio de Economía, Industria y Comercio le recortaron 369 millones y al de la Presidencia 126 millones.

Los titulares de estos ministerios anuncian acciones para revertir, en lo posible, la decisión sin criterios técnicos de recortar el presupuesto institucional elaborado por expertos en cada uno de los casos, que tomaron seis diputados de la Alianza Opositora que integran la Comisión de Asuntos Hacendarios, a cargo de dictaminar el Presupuesto Nacional de 2017.