También reveló que la subida del precio de los aguacates responde a “un efecto especulativo por parte de los comerciantes” y no a la escasez de la fruta en el mercado aunque, en parte, podría estar afectado por “el comportamiento estacional de la oferta”.

De acuerdo con registros históricos del Sistema de Información Agroalimentaria del CNP, todos los años “entre abril y setiembre la oferta de Hass importado (mexicano) disminuye y el país se abastece de un importante volumen de aguacate Hass nacional y de otras variedades, nacionales o procedentes de Nicaragua”.

Este es un comportamiento estacional de la oferta mexicana que por lo general los importadores subsanan con compras de aguacate Hass en otros mercados como Perú y Colombia, para evitar el desabastecimiento del mercado local señaló el CNP.

Para mayor precisión el CNP está brindando información a través de una línea que atiende las llamadas de las empresas que necesiten aguacate para canalizar la demanda de la fruta a través de la Dirección Agrocomercial del CNP al teléfono 22-57-93-55, extensión 347 donde darán la información de las organizaciones de productores que tienen aguacate disponible para la venta.