Del total de los recurso, ₡9.800.000.000 (nueve mil ochocientos millones de colones) serán entregados al fondo de solidaridad del gobierno para la atención de la emergencia del COVID-19 . Los ₡6.230.000.000 (seis mil doscientos treinta millones de colones) restantes serán invertidos en programas de becas y otras ayudas a estudiantes afectados por la situación económica de sus familias.

Conare presentó la propuesta este viernes 22 de mayo a la Comisión de Enlace, sobre el aporte que realizarán con el fin de contribuir en la atención de las familias afectadas por la crisis sanitaria y económica originada por el coronavirus.

"Esta decision de las universidades estatales y Conare representa el compromiso de apoyar al país, a las familias costarricenses en la atención de la crisis, además de fortalecer la permanencia de los estudiantes y la continuidad de sus estudios en la educación universitaria pública", señaló la institución.

Este aporte se une al trabajo científico y tecnológico desarrollado por las universidades estatales durante esta pandemia, entre otros:

Transferencia de anticuerpos monoclonales purificados a enfermos, obtenidos del plasma de recuperados.

Tratamientos a partir de inoculación en caballos, para extracción de anticuerpos monoclonales.

Desarrollo de protocolo para prueba diagnóstica del virus.

Desarrollo de prototipos de ventiladores mecánicos, uno de ellos portátil, para producción local por empresas.

Diseño y producción de mascarillas protectoras, en impresoras 3D.

Donación de 8000 medios de cultivo para transporte de muestras.

Ofrecimiento instalaciones universitarias adecuadas para atención de pacientes leves y moderados, en caso de ser necesario.

Apoyo al Ministerio de Educación Pública con diferentes recursos educativos para facilitar la continuidad del curso lectivo.