Este miércoles, el Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA) entregó a 520 comités el Sello de Calidad Sanitaria, en reconocimiento a los esfuerzos que han realizado por suministrar agua potable de manera sostenida y en armonía con la naturaleza.

El acto de entrega de estos reconocimientos, que se expresa en la bandera distintiva del Programa Sello de Calidad Sanitaria, tuvo lugar en el hotel San José Palacio en un acto que convocó a cientos de operadores de acueductos de todo el país.

Los comités reconocidos este año fueron 453 operadores de agua, entre ellos 316 Asadas; 15 restaurantes; 12 hoteles; 9 participantes en aguas residuales; 7 centros de salud, un centro de recreación y otros 23 establecimientos varios.

De los 520 comités premiados con la bandera de la Calidad Sanitaria, 128 obtuvieron la máxima distinción de 7 estrellas. Estos fueron 117 acueductos de AyA, Asadas y municipalidades, así como 7 hospitales de la CCSS, 5 restaurantes y 2 hoteles.

Aunque los parámetros para evaluar el desempeño de estas entidades cambian según la categoría, algunos de los requisitos que deben cumplir son contar con un programa de protección de fuentes de agua, el mantenimiento de la infraestructura, tener un adecuado equipo de desinfección, realizar educación ambiental y relativa a la calidad del agua y levantar datos periódicos de la calidad del agua.

El programa fue inaugurado hace 18 años y desde entonces ha generado una serie de beneficios tangibles e intangibles para la población costarricense pues ha permitido mejorar la cobertura de agua potable en todo el país, contribuyendo a elevar la salud y calidad de los habitantes.

Se estima que entre 1 y 1,5 millones de personas se benefician con los efectos positivos de esta iniciativa.

“El primer sello de salud de un país siempre es el agua”, manifestó el director de Laboratorio Nacional Aguas, Darner Mora.

La filosofía del programa es “promover la participación de la sociedad civil para mejorar la operación y el mantenimiento de los sistemas de abastecimiento de agua potable y, además, mejorar la calidad del servicio”, apunta un documento oficial.