Personal del Instituto Clodomiro Picado trabajó en la investigación que condujo al desarrollo del suero equino.

Los sueros han sido desarrollados por el Instituto Clodomiro Picado de la Universidad de Costa Rica (UCR), en asocio con la estatal Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), que administra el sistema de salud pública del país.

El presidente de la CCSS, Román Macaya, y el rector de la UCR, Carlos Araya, anunciaron que pruebas realizadas por un laboratorio especializado de la Universidad George Mason de Virginia (Estados Unidos), han confirmado la efectividad de las dos fórmulas de suero equino desarrolladas en Costa Rica.

“Los resultados demuestran claramente que los caballos produjeron una gran cantidad de anticuerpos que bloquean la entrada del virus en las células humanas, lo que indica que el medicamento puede ser muy eficiente y que la cantidad que se va a requerir para trabajar a los pacientes sería relativamente baja”, afirmó el microbiólogo y químico clínico Alberto Alape, quien ha dirigido la investigación en el Instituto Clodomiro Picado.

Por su parte, Macaya indicó que la confirmación sobre la efectividad de los sueros equinos, al menos cien veces más potentes que el plasma convaleciente de origen humano, permitirá a la CCSS avanzar en la aplicación de los productos a los pacientes con Covid-19.

La esperanza, agregó, es que esto redunde en una disminución significativa de los tiempos de hospitalización, que evite al país llegar a un escenario de colapso de los servicios de salud.

Macaya explicó que las pruebas fueron encargadas a la Universidad George Mason porque es una de las pocas instituciones que cuentan con un laboratorio con las condiciones de bioseguridad para mantener al virus SARS-CoV-2, causante de la Covid-19, en células de cultivo.

“Es un enorme logro para Costa Rica y para su institucionalidad”, afirmó el funcionario quien destacó el hecho de haber logrado el desarrollo de estos medicamentos en un plazo de cuatro meses y en las complejas condiciones de la pandemia.

El Instituto Clodomiro Picado de la UCR fue fundado hace 50 años (en 1970) y desde entonces se ha especializado en la producción de sueros para neutralizar los venenos de serpientes a partir de plasma inmunizado de caballos.

Su larga experiencia en este campo le ha permitido a sus investigadores llegar rápidamente a una formulación que despierta la esperanza del personal de salud del país.

Las autoridades han explicado que el suero no es equivalente a una vacuna, pero si podría contrarrestar la acción del virus en las personas infectadas, reduciendo el tiempo de hospitalización y salvando much