La evolución del coronavirus en Costa Rica está mostrando variaciones en dos aspectos muy importantes: el 90% de las personas diagnosticadas son adultos jóvenes quienes también son la mayoría de los pacientes que se encuentran en cuidados intensivos, y el registro científico de una nueva definición de síntomas que incorpora la pérdida del olfato y del sentido del gusto en un porcentaje cercano al 30 de los casos diagnosticados.

Los anuncios fueron hechos este viernes por el ministro de Salud, Daniel Salas y el presidente ejecutivo de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS) Román Macaya, quienes dijeron que existe suficiente prueba médico científica para hacer estas afirmaciones, por lo que pidieron a los adultos jóvenes extremas medidas de protección y prevención.

Las cifras llevan el número total de casos de CPVID-19 a 416, hay 23 pacientes hospitalizados, de estos 13 en cuidados intensivos y 11 personas ya se han recuperado de la enfermedad, otros 10 están internados en diferentes hospitales del país. 201 son mujeres y 215 son hombres, es estos, 16 son menores de edad y 27 son adultos mayores. Se registran 2 personas fallecidas.

“Los adultos jóvenes también corren riesgo de enfermar gravemente” dijo el ministro de Salud, en lo que también insistió Macaya al decir que el 90% del total de los casos COVID-19 positivo son adultos jóvenes en este momento en todo el país.

“En el 97% o 98% de los casos diagnosticados del país se ha podido establecer con claridad el nexo epidemiológico, en otros casos se está confirmando y puede existir un pequeño porcentaje que todavía no se ha establecido el nexo pero esto no quiere decir que haya contagio comunitario” afirmó Salas.