Pero el apoyo que obtuvo Solís, cinco votos contra siete, está condicionado. Si la tarde de este jueves no ha logrado reunir el número de votos para elegirse presidente del Congreso, deberá retirar su candidatura.

Lo que no quedó claro del acuerdo adoptado por la fracción del PAC es qué pasará si Solís no logra el objetivo. Hasta ahora, el PAC barajaba tres nombres, el de Solís, el del actual presidente Henry Mora que pretendía la reelección y el de la diputada Marcela Guerrero.

Solís afirmó que dedicaría el día a pactar con los representantes de las diferentes fracciones una agenda básica, centrada en el tema de la austeridad y la transparencia en la gestión legislativa.

Esa, dijo, es su mayor preocupación, porque hay otros temas sustantivos (de proyectos) en los que se puede lograr una amplia coincidencia.

El diputado, fundador del PAC, dijo sentirse muy contento de que la fracción legislativa de este partido haya tomado la decisión de respaldar una agenda que implica el retorno a los principios éticos que le dieron origen.

"Eso une a la fracción", aseguró tras admitir que los diputados oficialistas tuvieron una sesión "muy difícil" la noche del miércoles para llegar a un acuerdo porque persisten discrepancias.

Quiénes votan por Solís

El acuerdo a que llegó la fracción del PAC para dar oportunidad al legislador Ottón Solís de conseguir los 29 votos necesarios para convertirse este 1º de mayo en el presidente de la Asamblea Legislativa, y la confianza con que el diputado oficialista afirma contar con ese apoyo, estarían adelantando los resultados de una elección de la que saldría electo este viernes.

Tras dos días de extensas reuniones, la fracción acordó darle a Solís un plazo que termina a las 2 p.m. de hoy, jueves, para presentar el compromiso de los diputados que le darían el voto.

Sin ser oficial, Solís contabiliza los votos de varios legisladores de Liberación Nacional (PLN), de algunos cristianos, de legisltadores del PUSC y de diputados independientes.

La bancada del Frente Amplio -que ayer presentó una propuesta de papeleta multipartidaria y aliada de la fracción oficialista durante la legislatura 2014/15- estaría quedando fuera de las negociaciones a pesar de que Ottón Solís sostuvo una breve reunión con algunos de sus diputados, lo que hace prever que podría inscribir en la sesión Plenaria, una papeleta propia.

Hay que reconocer que el ambiente en el Congreso ha sido tenso y hasta un tanto enrarecido por los inesperados anuncios y las negociaciones del PAC con sectores que han sido muy críticos de este gobierno, pasando a segundo plano a las fracciones del FA y la Unidad Social Cristiana (PUSC) que jugaron un papel más cercano a la bancada oficialista y al gobierno de Luis Guillermo Solís.

A la decisión de apoyar a Solís no se llegó con el acuerdo de todos los legisladores rojiamarillos, el resultado de cinco a siete, puso en evidencia que las divisiones internas subsisten, a pesar del llamado que hiciera la Comisión Política del PAC para que la fracción se mantenga unida y vote unida por el candidato resultante.

La incógnita será resuelta a las 2 p.m. de hoy, cuando la fracción de Acción Ciudadana confirme la candidatura de Solís, tras demostrarse que cuenta con los votos necesarios para convertirse en el presidente del Congreso.