La FAO, el Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) y el Programa Mundial de Alimentos (PMA) han organizado una reunión de alto nivel en Roma este 30 de junio, centrada en la necesidad urgente de una acción a largo plazo para hacer frente a los efectos de El Niño, incluyendo la creación de resiliencia para garantizar la seguridad alimentaria y la nutrición de la población más vulnerable de los países de la región más afectados.

El Niño y su contraparte, La Niña, se producen de forma cíclica, pero en los últimos años -debido principalmente a los efectos del cambio climático global- los fenómenos meteorológicos extremos asociados a estos eventos -como sequías e inundaciones- han aumentado en frecuencia y severidad.

Esta situación supone también una amenaza para el sustento de millones de pequeños campesinos familiares en el Corredor Seco de Centroamérica, muchos de los cuales dependen en gran medida de la agricultura de subsistencia.

El objetivo de la reunión de alto nivel es impulsar la concienciación y la respuesta a esta crisis prolongada y recurrente, y movilizar a la comunidad internacional para apoyar los esfuerzos de los gobiernos, organismos de Naciones Unidas (ONU) y otros socios.

Aquí se incluye el fortalecimiento de los sistemas de alerta temprana, la gestión del riesgo de desastres y la mejora de la preparación y la coordinación de las respuestas de emergencia a nivel nacional y regional.

Además de la labor de socorro, responder al impacto de El Niño requiere invertir en mejorar la capacidad de las comunidades rurales pobres para acceder a la tierra, el crédito y otros recursos, garantizando al mismo tiempo que cuentan con servicios básicos como agua, saneamiento, sanidad, educación, infraestructuras de transporte y energía eléctrica.

El Director General de la FAO, José Graziano da Silva, el Presidente del FIDA, Kanayo F. Nwanze, y la Directora Ejecutiva del Programa Mundial de Alimentos, Ertharin Cousin, pronunciaron los discursos inaugurales. A la reunión de alto nivel asistieron representantes de los países Parte y organismos socios de las ONU.

El encuentro incluyó una mesa redonda con ministros de Guatemala, Honduras, El Salvador y México sobre la situación en sus países.