Alexander Solís, presidente de la Comisión Nacional de Emergencias (CNE).

La afirmación se produce en momentos en que el número de personas hospitalizadas por Covid-19 llegó a 352, de las cuales 80 están en cuidados intensivos.

El funcionario explicó que la alerta roja se decretaría para todo el país e implicaría medidas extremas de restricción para frenar la propagación del virus.

A la fecha se registran 490 casos nuevos de Covid-19 y un acumulado de 17.290 desde que se reportaron los primeros dos casos el pasado 6 de marzo, según el informe brindado en conferencia de prensa por el ministro de Salud, Daniel Salas.

De miércoles a jueves ocurrieron otros siete fallecimientos por la enfermedad que produce el virus SARS-Cov2, para un total de 140.

Otro dato importante dado a conocer por el ministerio de Salud es que un total de 4.280 personas se han recuperado hasta la fecha en 79 cantones, por lo que la cifra de casos activos es de 13.010.

 

Poner las barbas en remojo

 

El presidente de la CNE hizo un llamado a las autoridades y a la población de 26 cantones que se encuentran en alerta amarilla, como la mayoría del territorio nacional, pero que muestran un alto riesgo de entrar en la condición de alerta naranja. Ello implicaría mayores restricciones para la actividad económica.

En total, son 51 distritos -que no identificó- los que presentan condiciones de riesgo incrementado y que deben tomar medidas de prevención.

Entre otras recomendaciones, Solís recomendó que se intensifique la supervisión del cumplimiento de protocolos por parte de las policías municipales, con apoyo de las cámaras empresariales y la comunidad.

También propone ampliar la difusión de mensajes informativos a la población y aumentar el seguimiento cercano a las poblaciones de riesgo.

Finalmente, recomendó a los comités municipales de emergencia que visualicen la necesidad de establecer un centro de aislamiento de pacientes y los espacios en los que se podría ubicar, con el fin de atenuar la propagación del virus.