Para las organizaciones el Proyecto de Ley del Agua debe tener un trato especial por el hecho de que fue presentado por el mecanismo de iniciativa popular que requirió la recolección de las más de 150.00o firmas de costarricenses conscientes de que el país debe aprobar un marco regulatorio y la protección constitucional del recurso hídrico.

El plazo para su aprobación está por vencerse y es necesario que el proyecto sea conocido y votado por la Asamblea Legislativa, casi cuatro años después de haberse presentado.

Este miércoles 30 de octubre un grupo de representantes de diversas organizaciones, y unas 30 personas de la comunidad de Guacimal e integrantes de la Alianza Nacional por la Defensa del Agua (ANDA), realizaron un mitin frente al Congreso para solicitar al Presidente legislativo que se agilice el trámite del expediente N 17742 Ley de “Gestión Integrada del Recurso Hídrico”.

Señalan las organizaciones que este proyecto fue presentado en el 2010 por medio del mecanismo de Iniciativa Popular y más de tres años después sigue anclado en la Comisión de Ambiente. El período que establece la Ley de Iniciativa Popular en pocos días vence “por lo que se hace urgente su aprobación en el Plenario” señalaron.

La representante de la Alianza de Mujeres y Mesoamericanas en Resistencia, Marlene Chacón, leyó y entregó el pronunciamiento (ver nota aparate) al Presidente de la Asamblea Legislativa, Luis Fernando Mendoza, y al de la Comisión Especial Permanente de Ambiente, Alfonso Pérez.

“Las mujeres solicitamos que atiendan nuestra realidad y nos aseguren que el agua llegará a los hogares en la cantidad, calidad y precio adecuado, incluyendo a los hogares con menos recursos económicos. También demandamos que se fortalezca la gestión y el manejo del agua por parte del Estado y de las comunidades”, declaró Chacón.

La situación actual del recurso hídrico obliga al Estado a crear un marco legal para asegurarle a la población el acceso equitativo al agua, así como evitar situaciones de desabastecimiento como sucedió en Sardinal y Aserrí, o de contaminación como los casos de Siquirres y Cañas; pero el trámite no avanza.

Mendoza admitió que el proyecto ha sido trabado en la Asamblea y se comprometió a llamar la atención de los legisladores para que se discuta el tema del agua.

Además, se comprometió con el grupo de mujeres a presentar la gestión realizada por ellas en la reunión de jefes de fracción, este jueves y adelantó que “haremos mención de esta manifestación de ustedes el día de hoy (por ayer miércoles) para recordar a las diputadas y diputados que esta es una reforma importante, relevante, de vida o muerte y que este país debe decidir sobre este tema”.

Por su parte, Alfonso Pérez afirmó que el trabajo en la Comisión de Ambiente es intenso y que  tratarán de estar en condiciones de votar el proyecto del agua antes de finalizar la legislatura.

Pérez se comprometió a avanzar “tan rápido como podamos en el tema de Asadas”  para que “a principios de noviembre tengamos un dictamen del proyecto y lo mandemos a Plenario.”

Rolando Castro, Director de CEDARENA y representante de la Alianza Nacional por la Defensa del Agua (ANDA) puso énfasis en la urgencia de un marco legal que garantice el recurso hídrico.

“Este proyecto de ley que se presentó por iniciativa popular, recordó Castro, busca garantizar el acceso al agua en cantidad y calidad adecuada para las futuras generaciones y que el agua, como se dijo, siga siendo un bien de dominio público y un derecho humano.”

La diputada del Partido Acción Ciudadana, Yolanda Acuña, manifestó el apoyo y compromiso de la fracción del PAC con el proyecto y denunció que intereses políticos estancan el proyecto “efectivamente aquí hay esa oposición y ya uno entiende, tras tres años y medio, que está detrás, está la privatización, está que el agua ojalá sea un bien, pero no un bien de manial, si no un bien de algunos y ojalá tengamos que ir todos al supermercado a comprarla, eso es lo que se quiere.”

La Alianza Nacional por la Defensa del Agua y las mujeres presentes solicitaron la Asamblea Legislativa y el Poder Ejecutivo que:

1. Se apruebe la reforma constitucional para reconocer y garantizar el derecho humano del acceso al agua y declarar el recurso como un derecho humano y un bien de dominio público, de modo que se garantice su protección constitucional.

2. Se apruebe el proyecto de ley “Gestión Integrada del Recurso Hídrico” antes de que concluyan la presente legislatura.

3. Se mantengan y apoyen los principios básicos para una gestión integrada del recurso hídrico.

Es hora de aprobar el proyecto de Ley de Aguas y proteger el recurso hídrico para todos y todas las costarricenses.