Grupos conservacionistas de Costa Rica e internacionales están ofreciendo una recompensa de 10.000 dólares (unos 5 millones de colones) por información que conduzca a esclarecer el asesinato de Jairo Mora Sandoval, perpetrado la madrugada del domingo en playa Moín de Limón.

“Grupos ambientalistas de todo el planeta reclaman justicia, y hoy anunciaron la creación del Fondo de Recompensa Jairo Mora Sandoval, para cualquier información que conlleve a la detención y condena de los responsables”, señaló un comunicado suscrito por varias ONGs ambientalistas.

Jairo Mora era un joven de 26 años que había dedicado gran parte de su vida a la labor de proteger la reproducción de las tortugas marinas en las playas del Caribe costarricense, actividad en la que perdió la vida.

Según el Organismo de Investigación Judicial, el también estudiante de biología murió asfixiado en la arena de la playa tras recibir un violento golpe en la cabeza que lo dejó inconsciente.

Inicialmente se dijo que su muerte fue a consecuencia de un disparo en la sien, pero los exámenes forenses demostraron que no había mediado en su fallecimiento un disparo de arma de fuego.

“Los asesinos de Jairo deberán enfrentarse a la Justicia para que los activistas de tortugas marinas en Costa Rica y en todo el planeta sepan que esto nunca se tolerará,” afirmó Todd Steiner, biológo y director ejecutivo de SeaTurtles.org, una de las entidades que promovieron la iniciativa.

“El mundo entero tiene su mirada puesta en Costa Rica para asegurar que el gobierno costarricense lleve a estos matones ante la justicia y que asegure las playas de anidamiento de tortugas marinas para que los conservacionistas puedan desarrollar sus labores”, agregó Steiner.

“No podemos permitir que unos criminales cobardes le arrebaten la vida a personas dedicadas y altruistas como Jairo, quienes dedican sus vidas a defender a los indefensos. Los asesinos de Jairo deben ser capturados y juzgados”, dijo por su parte la abogada del Center for Biological Diversity, Jaclyn López.

Conmoción generalizada

Mientras el ministro René Castro se reunía con representantes de las ONGs ambientalistas y diputados para discutir las acciones gubernamentales en relación con este caso que ha conmocionado al país, la Asamblea Legislativa decretaba un minuto de silencio.

Varios diputados hablaron en el transcurso de la sesión para expresar su indignación por este hecho y demandar al Poder Ejecutivo que tome las medidas necesarias para encontrar a los responsables y hacer caer sobre ellos todo el peso de la ley.

El diputado José María Villalta, del Frente Amplio, solicitó incluso que una comisión legislativa investigue el caso, “no los aspectos penales, sino la responsabilidad del Estado en este crimen”, por no haber cumplido con su deber de proteger los recursos naturales y a quienes se dedican a la labor de conservarlos.

Para este miércoles está previsto que grupos ecologistas se congreguen en una vigilia a partir de las 5 p.m. frente al Ministerio del Ambiente en San José, con el fin de rendir un homenaje a Mora y demandar al gobierno un compromiso serio en esta materia.