La directora de INCIENSA, Lisette Navas; el presidente Carlos Alvarado y el ministro de Salud, Daniel Salas, junto a la embajadora de Alemania, Martina Nibbbeling-Wriessnig, durante la entrega del donativo.

Los insumos para la detección del virus fueron entregados por la embajadora de Alemania en San José, Martina Nibbeling-Wriessnig, a la directora del Instituto Costarricense de Investigación y Enseñanza en Nutrición y Salud (INCIENSA), Lisette Navas.

Al acto asistieron el presidente Carlos Alvarado y el ministro de Salud, Daniel Salas, entre otros altos funcionarios del gobierno.

“El 2020 ha sido un año desafiante desde todos los puntos de vista, principalmente el sanitario y el económico. Sin embargo, nos ha permitido unirnos y estrecharnos la mano con otros gobiernos hermanos como el de Alemania, que han visto positivamente el trabajo que realiza Costa Rica para enfrentar la pandemia”, expresó Alvarado.

La embajadora alemana, por su parte, manifestó que Alemania y Costa Rica han manejado la pandemia de manera similar, pues hasta en los momentos más difíciles la prioridad siempre ha sido salvar vidas.

“Alemania está comprometida con la transferencia de tecnología y altos estándares de calidad y ayudamos a fortalecer las capacidades, la formación y los conocimientos de los laboratorios” alrededor del mundo, agregó.

La cooperación alemana incluyó también una semana de intercambio de información científica entre especialistas de la Caja Costarricense del Seguro Social (CCSS), Inciensa, el Ministerio de Salud y el Equipo Alemán de Intervención Rápida en Salud (SEEG).

Según explicó la directora del INCIENSA, debido al impacto mundial de la pandemia y la amplia demanda de recursos de laboratorio para combatir el Covid-19, se hace cada vez más difícil la obtención de las pruebas, por lo que la donación alemana es de una gran importancia para el país.