Yo sé que en el PAC hay muchísima gente tratando de hacer un cambio, compartiendo caminos y sueños. Y sé que Luis Guillermo Solís Rivera tiene la serenidad y la capacidad de articulación para orientar ese proceso los próximos cuatro años.

Creo que será un gran presidente, que sin ninguna duda es la mejor opción que tenemos para esta elección del domingo, y que merece enfrentar el reto con el apoyo de quienes queremos que nuestra Costa Rica sea cada vez más justa y más libre.

Y sí, no es una carta en blanco... Yo hubiera querido en especial una campaña más clara en algunos temas, y puentes más abiertos hacia las sensibilidades de izquierda.

En los meses que vienen va a tocar reconstruir cercanías y acercar estrategias, se podrá en algunos casos y en otros tal vez no.

Pero este es el escenario que tenemos por delante, y las cosas importantes se construyen con pequeños pasitos. Mi voto del domingo va a ser uno.