La diputada Annie Saborío presentará el Proyecto de Ley en el que propone que “se distinga a “Don Arnoldo” como Benemérito de la Patria, por sus aportes a la educación y a la cultura en Costa Rica” durante una ceremonia en la que participarán grupos artísticos del Conservatorio Castella, ex alumnos y docentes de la institución.

Saborío señaló que la distinción para don Arnoldo cuenta ya con el apoyo de 37 diputados y diputadas de todas las fracciones parlamentarias, lo que anticipa la aprobación sin problemas del proyecto que presentará formalmente esta noche, a la 6:30 en el Salón de Expresidentes de la Asamblea Legislativa.

La solicitud de declaratoria de Benemérito de la Patria se hace en conmemoración del natalicio de Arnoldo Herrera González, el 6 de Junio 1923, (muere el 4 de marzo 1996) teniendo en cuenta que “el legado del maestro Arnoldo Herrera González es de un valor incalculable” para los costarricenses, afirmó la diputada Saborío.

El proyecto lleva las firmas del Presidente de la Asamblea Legislativa, Víctor Granados Calvo y de las diputadas Annie Saborío Mora y Siany Villalobos Arguello.

En la ceremonia se hará una remembranza de la vida y obra de Don Arnoldo Herrera González; fundador y director del Conservatorio de Castella por más de cuarenta años desde el inicio de labores en 1953.

Se presentarán la Banda Sinfónica del Conservatorio Castella y solistas de la institución y en el patio de “La Rotonda” habrá una exposición de obras de los alumnos de Artes Plásticas

Los aportes de “Don Arnoldo”  trascendieron al sistema educativo costarricense, creando un semillero de artistas que ha nutrido los escenarios del país por casi seis décadas.

Este distinguido ciudadano fue el ganador del premio Magón, en 1991, por su aporte a la educación nacional y a la cultura. Entre muchos otros reconocimientos que le fueron otorgados destacan el premio “Fernández Ferraz” y el “Áncora” en música.

Arnoldo Herrera fue un faro firme en la formación de miles de niños y niñas que empezaron a cantar, a hacer teatro, a danzar, a escribir poesía, a pintar, a tocar instrumentos musicales y a esculpir, al mismo tiempo que aprendían las materias académicas, bajo el lema “Creer, Crear, Crecer”, con el que Don Arnoldo emuló a José Martí, incansablemente.

Un pensamiento de Don Arnoldo es citado al pie de la presentación del proyecto de ley:  “Algún poeta dijo que yo era un escultor de artistas. Me gustó, porque el escultor paga insomnios haciendo su obra, el caso mío es mayor, porque son seres humanos, el Conservatorio sirve básicamente para hacer hombres felices”.

El Centro Educativo Conservatorio Castella, fue fundado en el año 1953, como una institución educativa, especializada en la rama artística, inaugurado el 25 de noviembre de ese año, según consta en el acta Nº 90 del Consejo Superior de Educación, siendo Ministro de Educación Pública en aquel momento el profesor Uladislao Gámez Solano.