Un 95% de empleados del hospital Calderón Guardia se unieron al paro, según datos de UNDECA.

Según la Unión Nacional de Empleados de la Caja (UNDECA) entre el 50 y el 90% de los empleados se habían unido al movimiento en las diferentes regiones, mientras que la presidencia ejecutiva de la institución aseguró que 5.461 trabajadores (el 9,4% de la planilla) había acatado la orden de paro.

El presidente ejecutivo de la CCSS, Román Macaya, explicó que el grado de afectación es muy variable y aseguró que se está haciendo lo mejor posible por evitar la suspensión de los servicios.

El jerarca aseguró que la mesa del diálogo nunca se ha cerrado por parte de la institución y que, en el momento en que los sindicatos decidan regresar a ella, se retomarán las conversaciones.

Los sindicatos demandan que las autoridades respeten acuerdos que habían suscrito anteriormente con las autoridades, uno de los cuales es que la CCSS quedaría excluida de la regla fiscal, que el ministerio de Hacienda pretende aplicar a toda la administración pública.

También exigen que el Estado cancele las deudas acumuladas con la CCSS, que según sus estimaciones, ascienden a 1.500 billones de colones.

La suspensión de labores convocada por los sindicatos se mantendrá durante todo este lunes y hasta las 6 a.m. del miércoles próximo.

Román hizo un llamado a los trabajadores de la institución para que no se traslade el conflicto a los pacientes, “que no tienen nada que ver con esto”. Suspender esos servicios significa atrasos en los tiempos de atención que después cuesta muchísimo recuperar.