Varios indígenas bri-bri de la población indígena de Salitre, en la zona sur del país, resultaron heridos el pasado fin de semana como resultado de un ataque perpetrado al parecer por un grupo de personas no-indígenas que buscan apoderarse de las tierras de estos campesinos.

La denuncia fue planteada por Sergio Rojas, dirigente del Frente Nacional de Pueblos Indígenas (FRENAPI), en declaraciones brindadas a la radioemisora de la organización Coeco-Ceiba.

El ataque se produjo a las 11:30 de la noche del pasado viernes en la comunidad de Río Azul de Salitre.

Los agresores llegaron a una casa de la comunidad y atacaron a sus moradores. Mainor Ortiz Delgado resultó herido de bala en una pierna y Marcos Obando Delgado sufrió la amputación de dos dedos de su mano de un machetazo, mientras que otras personas fueron golpeadas, explicó Rojas.

Según dijo Rojas, la Policía llegó hasta el lugar y logró controlar la situación, impidiendo que las consecuencias de la agresión fueran aún más graves.

El dirigente comunal aseguró que el objetivo de quienes perpetraron este ataque, que no es el primero que sufre la comunidad indígena de Salitre, es atemorizar a los indígenas para apropiarse ilegítimamente de sus tierras.

Rojas dijo que los agresores han sido identificados por los indígenas. Se trata de personas ajenas a la comunidad que desde hace tiempo vienen hostigando a los campesinos.