La Comisión de Asuntos Económicos de la Asamblea Legislativa dictaminó favorablemente y en forma unánime un proyecto de ley mediante el cual se crea un fondo de financiamiento de viviendas para la clase media.

 

De ratificarse esta iniciativa, todas las entidades de ahorro y crédito, públicas y privadas, bajo el control de la Superintendencia General de Entidades financieras (SUGEF) estarían vinculadas al proyecto.

 

El objetivo es ofrecer a las familias de clase media la posibilidad de tener una vivienda propia, situación que actualmente se vuelve prácticamente prohibitiva, en razón de los altos costos de la construcción y las difíciles condiciones del sistema financiero.

 

La ley permitiría a estas familias tener acceso a créditos por un monto de hasta 65 millones de colones con un ingreso máximo mensual de 2 millones, explicó el diputado Víctor Hernández (PAC) quien fue el formulador de la propuesta.

 

Los bancos, las cooperativas y las mutuales prestarán dinero a las familias que quieran comprar o construir su primera casa de habitación, indicó el legislador.

 

Para captar recursos, las entidades financieras emitirán títulos valores especiales denominados “de vivienda de clase media” con lo cual podrán constituir el fondo necesario. Todas las operaciones crediticias estarán exentas del pago de honorarios de abogados y avalúos.