El primer ministro británico, Boris Johnson, fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos al haber empeorado su estado de salud  por el coronavirus. Imagen: AFP

Johnson, de 55 años, contrajo COVID-19 hace once días y fue ingresado en el hospital londinense de St Thomas el domingo por la noche ante los síntomas "persistentes" que presentaba.

"Anoche, siguiendo el consejo de mi médico, fui al hospital para algunas pruebas de rutina, ya que todavía estoy experimentando síntomas de coronavirus; estoy de buen humor y manteniéndome en contacto con mi equipo, mientras trabajamos juntos para combatir este virus y mantener a todos a salvo", había escrito la mañana DEL DOMINGO en la red social Twitter.

"Durante la tarde, la salud del primer ministro se deterioró y, por consejo de su equipo médico, fue trasladado a la unidad de cuidados intensivos del hospital", se informó oficialmente.

Johnson "ha pedido al ministro de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, (...) que lo reemplace en lo que sea necesario", añade el comunicado de Downing Street.

En una rueda de prensa esta tarde, Raab aseguró que no ha hablado con Johnson desde el fin de semana. El jefe de la diplomacia británica presidió esta mañana la reunión diaria para coordinar la respuesta a la pandemia.