El presidente Trump se lavó las manos en lo referente a la fallida incursión marítima contra Venezuela.

 

diplomacia | política | Rusia | Venezuela | EEUU

 

"La afirmación de Washington según la cual el gobierno estadounidense no tiene nada que ver con lo que pasó en Venezuela estos últimos días no parece convincente" declaró el ministerio de Relaciones Exteriores ruso mediante un comunicado.

Las autoridades venezolanas anunciaron el lunes la detención de quince personas, entre ellas dos estadounidenses, y que fueron presentados como "miembros de la seguridad" del presidente Donald Trump.

Luke Alexander Denman y Airan Berry están acusados de formar una presunta trama para "invadir" Venezuela por mar.

"Las acciones de mercenarios merecen una condena sin paliativos y resuelta" explicó el comunicado oficial ruso, que subrayó "el carácter inaceptable de los métodos belicosos para resolver diferendos políticos".

Rusia, que es uno de los principales aliados del régimen venezolano, pidió darle una oportunidad a ese país para "resolver sus problemas de manera independiente y pacífica, gracias a un vasto diálogo nacional, sin dictados, ultimátums ni sanciones".