Una auditoría externa a las finanzas del Instituto Nacional de Fomento Cooperativo (Infocoop) no pudo confirmar las pérdidas millonarias que motivaron la intervención del organismo por parte del gobierno en febrero de 2017 y la persecución de la Fiscalía a varios dirigentes cooperativos.

Según la empresa Carvajal y Colegiados, que efectuó el auditoraje, no fue posible verificar las pérdidas por casi 28.000 millones de colones que, según las autoridades interventoras, se registraron durante pasadas administraciones del Infocoop.

El informe señala que desde el 31 de diciembre de 2018, la firma pidió los datos sobre el “deterioro de la cartera de crédito” y que “no se pudo realizar la verificación” porque el Infocoop no le facilitó un medio electrónico de respaldo confiable.

“La hoja de cálculo del deterioro que nos fue proporcionada tiene problemas de lectura, ya una vez que se abre el archivo de Excel, el mismo al instante se actualiza de forma automática, modificando por si solo los datos que contiene”, señala la empresa en su informe.

Ante esta situación, Carvajal y Colegiados concluye que “existen problemas en la salvaguarda y seguridad de la información relacionada con los archivos relacionados al cálculo del deterioro”.

La auditoría detectó además que al revisar los “ajustes”, se aprecia una disminución de 2.740 millones de colones en la cartera de crédito para el periodo 2018, pero esto se contradice con la comprobación de que dicha cartera de crédito ha incrementado su morosidad y sus operaciones en cobro judicial”, en el periodo indicado.

Otra de las observaciones que hizo la empresa auditora es que no contó con la colaboración del funcionario encargado de actualizar la información relativa al deterioro de la cartera porque se hallaba suspendido a solicitud de la auditoría interna de Infocoop.

Al acudir  a la administración de la institución, ésta declaró no tener criterio para sustentar las presumidas pérdidas por 27.952 millones de colones porque el modelo elaborado para hacer el cálculo había sido elaborado por ese funcionario suspendido.

 

Una historia de imprecisiones y lagunas

 

El gobierno del expresidente Luis Guillermo Solís había denunciado, a inicios de 2017, la existencia de pérdidas por unos 9.000 millones en Infocoop, lo que dio lugar a una denuncia contra 17 dirigentes cooperativos y la detención de seis de ellos durante varios días.

Según el Ministerio Público, una red criminal había manipulado los créditos que la institución otorga a las cooperativas, otorgando bajas tasas de interés, largos plazos y periodos de gracia. La investigación sigue abierta pero no se han dado a conocer novedades sobre el proceso.

Tras la intervención, que tuvo lugar en abril de 2018, el gobierno ajustó la cifra de las presuntas pérdidas a 45.000 millones de colones en abril de 2018 como una “estimación conservadora”, pero luego las cifras se volvieron a ajustar a 27.952 millones.

Esta es la cifra que la empresa de auditores Carvajal no pudieron corroborar por falta de documentación de respaldo en el Infocoop.