En total, 1.197.000 turistas visitaron Costa Rica durante el primer semestre de 2011, un crecimiento del 6,5% con respecto al primer semestre de 2010, pero el periodo promedio de estadía y los gastos de los visitantes en el país cayeron un 14%.

La cifra sobre el crecimiento de visitas, dada a conocer por el Instituto Costarricense de Turismo, fue contrastada por la organización de los empresarios, la Cámara Costarricense de Turismo (CANATUR), que se muestra menos optimistas que el sector oficial.

El ministro de Turismo, Allan Flores, dijo que las cifras sobre el crecimiento de la cantidad de visitas son "alentadoras" y reflejan los esfuerzos realizados por el sector turístico (público y privado) por innovar y dar sostenibilidad a esta importante industria.

 "El sector turístico privado de Costa Rica es consciente que una mayor visitación es reflejo de que el país ha logrado mantener su atractivo como destino turístico, sin embargo, su percepción es que el crecimiento de la actividad turística debe darse de forma integral mejorando los factores como la estadía y el gasto de quienes nos visitan", estimó CANATUR.

Según la agrupación, el país registró un promedio de estadía de 9,8 noches y  un gasto de $954,4 dólares por visitante en el 2010, siendo ésto un 14% menos que los índices reportados antes de la crisis financiera mundial.

Otra de las variables no tomadas en cuenta en el informe oficial es que "la oferta turística del país creció de una manera no proporcional al número de visitantes que recibía Costa Rica".

Otro de los efectos negativos para la indutria turística es el comportamiento del tipo de cambio.

"Desde hace un año CANATUR ha señalado el efecto negativo que está produciendo el comportamiento del tipo de cambio para el sector turístico, ya que no permite una mayor previsión de la rentabilidad de las inversiones, ya que las tarifas están basadas en dólares y los costos fijos del empresario están en colones, lo que ha significado un 20% menos de los ingresos para los negocios turísticos", afirmó el presidente de CANATUR, Carlos Ramos.