Un comunicado del Ministerio Público nicaragüense informa que Ramírez  también es investigado por recibir dineros de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro, cuyos principales representantes enfrentar cargos de apropiación indebida, lavado de dinero, bienes y activos. Entre estos últimos se encuentra la ex presidenta de esa organización, Crisitana Chamorro Barrios.

Sergio Ramírez, quien también fue vicepresidente de Nicaragua durante el primer gobierno de Ortega, reside en el extranjero, debido precisamente a las  amenazas que pesaban sobre su seguridad personal.

Siete candidatos presidenciales opositores han sido detenidos por orden de la fiscalía, acusados de cagos como "traición a la patria" e "incitación a la violencia y al odio", entre otros. Ellos son  Cristiana Chamorro, Arturo Cruz, Félix Maradiaga, Juan Sebastián Chamorro, Miguel Mora, Medardo Mairena y Noel José Vidaurre.

Otros aspirantes a la Presidencia han decidido exiliarse para no caer en manos de los órganos represivos del Estado,  controlados por Ortega.

Nicaragua celebrará elecciones presidenciales el 7 de noviembre próximo con un único candidato: el mismo presidente Daniel Ortega, que aspira a un cuarto mandato consecutivo desde 2007.